Los genios tienen a sus maestros y obsesiones de locura, de manías y confesiones íntimas. Lo siguiente que se presenta está tomado de Twitter y es uno de esos llamados hilos, pero bien vale la pena...